Opinión: La pluma profana de El Markés

0
84

Elefantes reumáticos

La frase “Elefante reumático” saltó a la fama cuando el actual presidente de México expuso que recibía una nación en todos los sentidos, sumida en una situación tan letal y terminal que la hacía verse como un paquidermo enfermo y al borde del derrumbe.

Con todo y que no era la primera vez que el pueblo mexicano optaba por la izquierda, pues ya había cruzado las boletas electorales eligiendo un partido blanquiazul, tal opción resultó lo bastante contraproducente al saberse a posteriori que tal elección había sido un fraude; un engaño tan simple como morboso consistente en que tanto el partido regente, como el supuesto de izquierda, eran exactamente el mismo pero con diferentes colores. Así, el reumatismo nacional no tuvo mejoras de ningún tipo con la llegada de ese supuesto gobierno de izquierda liderado primero por Vicente Fox y posteriormente por Felipe Calderón Hinojosa. En doce años terminaron por convertir la enfermedad del país en una terrible diálisis que nadie deseaba atender por falta de recursos y medicamentos. Con todo y eso, durante la última lucha electorera, todavía quisieron seguir en el poder y apropiarse, como si fuera un último arrebato, de los colmillos de la bestia, o sea, de lo último que le quedaba.

La caída de nuestra patria en el pantano en el que fue encontrado por el actual gobierno, es muy semejante a la caza del mamut en tiempos prehistóricos. Por mucho tiempo fue cercado, acosado y agotado cuando los hasta entonces encargados de dirigirlo, le dieron el certero golpe a cada una de las instituciones que se suponía eran del pueblo. Entonces, tan grande como era, vino a dar el suelo. Ya ahí y a expensas de hienas vestidos de benefactores de la sociedad, terminaron por desvalijarlo sin misericordia.

Miguel de la Madrid y Salinas de Gortari dieron al traste con la banca. En los años ochenta empezaron a coquetear con la idea y ya para los noventa toda la banca pertenecía a particulares. Desafortunadamente dichas ventas no resultaron como creyeron y como un gesto de “compasión” el gobierno dio apoyo a dichas instituciones bancarias que ya no le pertenecían, pagando en tal acción, mucho más que lo que habían recibido por su venta, o privatización. Los tejes y manejes a ojos vistos que altos funcionarios han hecho a lo largo de los muchos sexenios, han convertido a un país independiente como el nuestro, en un dependiente deudas internas y externas de las que nunca ha logrado aflojar aunque sea un poquito la ligadura. La deuda externa hasta el año 2019 era de 469 mil 729 millones de dólares, manteniéndonos a flote acreedores privados.

Durante el gobierno tricolor igualmente de privatizó la telefonía, empresas de fertilizantes y el ferrocarril, uno de los medios de trasporte más económicos del pueblo. Se formaron entonces poderosas franquicias de trasporte que invadieron como telaraña la nación. Se esfumó también gran parte de la producción petrolera en manos extrañas y manejos turbios. Tiendas del pueblo como CONASUPO desapareció de hasta el último rincón. Así, beneficios que pertenecían al pueblo y lo beneficiaban en sobremanera, les fueron arrebatados en esa búsqueda por apropiarse de todo.

En la actualidad todavía existen grupos de hienas que rodean al gobierno en su clara intención de subastar, malbaratar o hasta regalar PEMEX, CFE  y una que otra propiedad de la nación.

Así como México, existen muchos países en el mundo liderados por gobiernos de izquierda, gobiernos que muchos llaman populistas y que en su intento por hacer algo por su patria, derrocan en las urnas a quienes han oprimido a la sociedad. La historia por sí misma habla de muchos elefantes reumáticos en cada uno de estos gobiernos. Líderes que han tenido que sacar desde lo más profundo de la decadencia a países cuyas sociedades en verdad deseaban revivir. El duro golpe que recibió el priismo en México sexenios atrás lo dejó tan devastado que al volver a sufrir la derrota en la última elección nacional, terminó por confinarlo a un foso tan profundo del que muy difícilmente podrá salir. Ahora existe en México un gran reto, el de sacar a la bestia del fango, sacar a la mole azteca de donde lo confinó la corrupción que floreció por muchos años.

No hay nada peor para un país, que tener en su seno una población deseosa de surgir de entre el fango y no hacer nada para lograrlo. No hay nada más maligno que un pueblo que hace fiesta por su independencia cada 16 de septiembre y al volver a casa sigue siendo el mismo preso de un gobierno que ya ha calmado su hambre con gritos al balcón, cohetones multicolores, elotes y comidas típicas.

Rescatar a un paquidermo de dimensiones descomunales que se encuentra sumergido en un pantano, es y será tarea imposible para un sólo hombre. Tú que ahora lees no podrás solo, pero la sociedad contigo sí. Tú como muchos otros eres un pequeño paquidermo burlado y pisoteado. Existe un país demolido que ya ha despegado su pecho del suelo; ahora se sostiene con sus brazos y busca reincorporarse con tu ayuda, con la mía, con todos los que creen con todo y que los que no, hagan lo propio por volverlo a echar abajo. Adieu.

Mantente informado las 24 horas, los 7 días de la semana. Da click en el enlace y descarga nuestra App!