Este domingo se empareja el horario

0
17

A partir de las 2:00 de la madrugada de este domingo 4 de abril inicia el horario de verano en el interior del país, y así se igualará la hora con Nuevo Laredo y el resto de los municipios de la frontera norte del país, donde desde el domingo 14 de marzo se adelantó una hora al reloj.

Conforme al Decreto Legislativo vigente desde 2002, que establece el horario estacional, este domingo inicia el horario de verano en el país, medida que consiste en adelantar una hora los relojes y que estará vigente durante más de seis meses, hasta el 31 de octubre.

El nuevo horario entra en vigor en todo el territorio nacional, con excepción de los estados de Sonora y Quintana Roo, así como en los 33 municipios de la franja fronteriza norte: Nuevo Laredo, Reynosa, Matamoros, Camargo, Guerrero, Gustavo Díaz Ordaz, Mier, Miguel Alemán, Río Bravo y Valle Hermoso en Tamaulipas. Tijuana, Mexicali, Ensenada, Playa Rosarito y Tecate en Baja California; Juárez, Ojinaga, Ascensión, Coyame del Sotol, Guadalupe, Janos, Manuel Benavides y Praxedis G. Guerrero en Chihuahua; Acuña, Piedras Negras, Guerrero, Hidalgo, Jiménez, Zaragoza, Nava y Ocampo en Coahuila; Anáhuac y Los Aldama en Nuevo León.

Los 33 municipios de la franja fronteriza norte de México iniciaron el horario de verano antes, desde el segundo domingo de marzo, que corresponde al 14 de marzo de 2021, a las 2:00 de la madrugada para tener el mismo horario de las ciudades vecinas de Estados Unido. Termina en la frontera el primer domingo de noviembre, el 7 de noviembre de 2021, a las 2:00 am.

De acuerdo con autoridades del sector energético, la razón por la cual existe en México un cambio de hora tanto en verano como en invierno es porque se considera una medida de eficiencia administrativa de la demanda de energía eléctrica.

Con este esquema se hace coincidir las horas del comienzo de la jornada laboral y las horas de luz de día, lo que representa un ahorro en el presupuesto del país.

En México el cambio de horario está vigente desde el 4 de enero de 1996, cuando se implementó el horario de verano e invierno con el fin de ahorrar energía eléctrica medida en gigawatts del consumo anual.

El pasado 28 de marzo, el presidente Andrés Manuel López Obrador solicitó a la Secretaría de Energía (Sener) un dictamen técnico sobre los supuestos ahorros que tiene el horario de verano para el país, y dijo que en función de sus resultados consideraría “hacer un cambio en este programa”.

“Vamos a actuar con apego a lo que nos digan los técnicos, los especialistas, y pronto vamos a dar a conocer los resultados”, agregó.

Esa dependencia presentaba anualmente el Estudio sobre la Evaluación Anual de Resultados Derivados de la Aplicación del Horario de Verano. Sin embargo, esta administración, al igual que lo hizo en el último año el gobierno del expresidente Enrique Peña Nieto, dejó de darlo a conocer.

Los últimos datos disponibles de este estudio, correspondientes a 2017, mostraron que el ahorro obtenido fue equivalente al consumo de 571 mil casas habitación durante todo un año, con un consumo promedio de 258 kilowatts/hora bimestrales.

Sin embargo, también mostró que los ahorros en el consumo se han reducido a partir de 2010, cuando alcanzaron su máximo histórico de mil 347 gigawatts/hora, para llegar 885 gigawatts en 2017.

Desde su aplicación, el cambio de horario ha generado polémica, con señalamientos sobre posibles implicaciones en la salud de las personas.

De acuerdo con el Centro de Trastornos del Sueño del Centro Médico Bautista de Carolina del Norte, durante el horario de verano las personas pueden perder entre 40 y 50 minutos de sueño durante los primeros días de su aplicación.

Esta acción está ligada directamente a la rutina de sueño que inevitablemente cambiará, afectando sobre todo a la población infantil, en la que pueden aparecer conductas como irritabilidad, ansiedad e inquietud, argumenta la institución.

Mantente informado las 24 horas, los 7 días de la semana. Da click en el enlace y descarga nuestra App!